¿Precariedad o profesionalidad?

  • Publicar un pliego casi casi calcado al anterior sería un llamamiento al caos absoluto.
  • Si a la Agencia se le metiese en la cabeza que se podría tener un proyecto de puta madre, cojonudo, con el pastizal que cuesta, otro cantar sería.
  • Será responsabilidad final de la Agencia de Educación si apuesta por un servicio competente y profesional o si mantiene la senda de la precariedad y degradación.

He criticado la gestión de la Agencia y no sin motivos. Lo sé. Pero bajo un punto de vista neutral, eso no quita que aún se puedan hacer las cosas bien. Influye varios factores: la profesionalidad de los gestores de la Agencia, en caso de haberla, y el compromiso con hacer su trabajo como debe de ser. La experiencia de estos dos años le habrá valido de primera mano a más de uno.

Las formas de pensar, de ver las cosas, de tomar decisiones, y de actuar, también. Un pequeño movimiento, desde la Agencia, puede generar un gran seísmo a los centros. La actualidad juega a favor de Alejandría, y el PRODIG; sin embargo no interesa tener oxidado al engranaje.

Publicar un pliego casi casi calcado al anterior sería un llamamiento al caos absoluto. Pero tampoco es que haya que ponerlo patas arriba. La Agencia sabe que con cambiar algunos aspectos se quita el problema de un plumazo y que consistiría, como ya hemos venido anunciando por aquí, en aumentar el número mínimo de técnicos, su profesionalidad, los criterios cuantificables a aspectos técnicos y, bastante importante, la llamada baja temeraria.

Tampoco depende todo del pliego. Ni un pliego excelente con una Dirección mediocre sirve, ni una Dirección excelente con un pliego mediocre funcionaría. Por eso comentaba más arriba que de esto también se juzga la voluntad del personal de la Agencia. Y de la Consejería. De la Jefatura del servicio ni hablamos. Está prácticamente finiquitada. La cuenta atrás comenzará con la licitación del nuevo servicio.

Véase la gestión del personal de la Consejería cuando ostentaba las competencias y véase la gestión del personal de la Agencia. Ni sombra. Son dos polos totalmente opuestos. El factor humano juega mucho. El entendimiento y el calado también, y no solo a nivel meramente técnico. La Consejería era del mismo color político -ahora es un tono naranja rojizo- que el de la Agencia, pero, como digo, no se puede comparar.

Si a la Agencia se le metiese en la cabeza que se podría tener un proyecto de puta madre, cojonudo, con el pastizal que cuesta, otro cantar sería. Es tener un proyecto infrautilizado. Es como tener el mejor Lamborghini, pero con las ruedas pinchadas. Son cosas que a uno no le terminan de caber en la cabeza. Será porque lo pagamos el contribuyente y no ellos.

Pero lo que realmente se están perdiendo los gestores de la APAE es las auténticas virguerías técnicas que se pueden llegar a hacer. De pasar del ostracismo tecnológico a un referente. Por eso es importante un nivel bastante técnico en la Dirección. Ahora se entiende.

Aplicar las últimas metodologías y tecnologías basadas en el principio de eficiencia y progreso tecnológico. Las actuales son muy, muy anticuadas. Docker molaba, pero faltó tiempo y ganas -como comentaban en este sitio hace tiempo-. Y como Docker, proyectos competitivos y en auge se pueden implementar.

Como decía, será responsabilidad final de la Agencia de Educación si apuesta por un servicio competente y profesional o si mantiene la senda de la precariedad y degradación con lo que ello acarreará. Por eso mantenerse atentos. Las cosas podrían cambiar en cuestión de meses. Lo que estará por ver es si es un cambio a mejor, o a peor.

Contacto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .