El chiringuito socialista de la Agencia de Educación, en cuestión

La auditoría realizada por el Ejecutivo de Juanma Moreno a 14 entes de la denominada “Administración paralela” revela que la Agencia de Educación, dependiente de la Consejería de Educación y Deporte, es “prescindible”

La Agencia Pública Andaluza de Educación está en el punto de mira después de que el ejecutivo que dirige el popular Juanma Moreno encargase, tras el pacto alcanzado con sus socios de Gobierno, Ciudadanos, una auditoría a la Intervención General de la Junta de Andalucía sobre la relevancia y eficacia de 14 entes, entre ellas las agencias públicas empresariales pertenecientes a la que hasta ahora se denomina la “Administración paralela” la red clientelar vertebrada por los distintos gobiernos socialistas que han encabezado el poder en la comunidad autónoma.

Del informe encargado se extrae que no hay razón exhaustiva para que la APAE desarrolle sus competencias como tal, cuyos trabajos podría desempeñar la propia Consejería con personal dotado de una manera “muy similar” a lo que hasta ahora está encomendado a esta Agencia.

El ente está formado por 168 trabajadores repartidos entre los Servicios Centrales y las ocho gerencias, de los cuales ni uno es funcionario como ya denunció en su día el Sindicato Andaluz de Funcionarios (SAF) poniendo en cuestión la forma en la que estas personas han llegado a sus puestos de trabajo, sin oposiciones ni méritos. Mientras que unos echan gotas de sudor por acceder a la Administración pública, otros usaban sus enchufes políticos para desempeñar las tareas que, en su momento, nunca deberían de haber salido de los funcionarios.

Ni tan siquiera, la Agencia de Educación cuenta con los medios necesarios para el desarrollo de sus funciones según se extrae, de manera literal, del informe. Y, al carecer de funcionarios, no se le permite realizar determinadas potestades administrativas. Tampoco tiene sistemas de control que permita desempeñar los trabajos en “términos de eficacia y eficiencia”. Vaya con eso de la eficacia y eficiencia…

La Agencia fue creada en 2004 bajo la coletilla del Ente Público Andaluz de Infraestructuras y Servicios Educativos, destinado, en un principio, a asumir ciertos roles que la Consejería le fue transfiriendo durante sus primeros años de existencia. Más tarde se le fueron cediendo más competencias, como la gestión de los comedores escolares, aula matinal, monitores escolares, así como de los distintos servicios de mantenimiento tecnológico que la Consejería le cedió. 

No es de extrañar que, dentro de las políticas que el nuevo gobierno se ha propuesto, para adelgazar el entramado de “entes paralelos”, se proceda a disolver a esta agencia pública empresarial, con el objetivo de buscar un mejor aprovechamiento del erario público. Se concluye, por lo tanto, que casi todos los trabajos que realiza la APAE los podría asumir perfectamente la Consejería de Educación y que seguir con ella es una inutilidad.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .